promo

Síguenos en Twiter

Banner
Banner

Vie

20

Sep

2013

"YA ES LA HORA DE LAS ATARAZANAS, PERO DEL PROYECTO DE LA JUNTA NO SABEMOS NADA" PDF Imprimir E-mail

ABC SEVILLA / 15/9/2013

JESÚS ÁLVAREZ

María del Mar Sánchez Estrella tiene poco dinero disponible y varios f rentes abiertos en su Delegación. «Hay que gestionar mejor», insiste. —¿Está contenta de lo que ha hecho en estos dos años y cuatro meses? —Estoy contenta de la gestión que se ha hecho, dentro de la situación de crisis en que estamos inmersos y del desfase de 1,7 millones de euros que recibimos delmandato anterior. Por supuesto, t odo se puede mejorar. Loprimero que hemos tenido que hacer es ordenar la oferta cultural, especialmente de festivales. Yo creo que ahora la actividad está más equilibrada que cuando llegamos. —¿Había demasiados festivales en Sevilla, incluso «festivalitos»? —Creo que no estaban bien organizados ni dimensionados en su justa medida.

No tengo nada en contra de los festivales pequeños, pero tienen la calidad y la dimensión que tienen. Ahí hemos actuado. —Recibió muchas quejas por el recorte de ayudas municipales a los festivales. ¿Padecemos en Sevilla de un exceso de «subvencionitis»? —Solo disponemos de 50.000 euros para ayudar a los festivales y comprendo que la obligación de la Admnistración pública es ayudar a la cultura para que se pueda desarrollar, pero esas ayudas tienen que servir para crear públicos que financien esas actividades y no dependan tanto de las subvenciones públicas para subsistir. Es nuestra obligación velar porque así sea. —¿No echa de menos en Sevilla una sociedad civil más articulada que fomente las actividades culturales? —Sí, podría ser más potente, pero Sevilla tiene sociedad civil que promueve la cultura. Por ejemplo: «Sevilla se mueve» puso en marcha el año pasado La Noche en Blanco y ahora en octubre volverá a hacerlo. El Festival de Música Joaquín Turina también ha salido de la sociedad civil. —En una entrevista con ABC dijo usted hace dos años que si el Caixaforum no se hacía en lasAtarazanas, sería por culpa de los políticos.... —Yo espero que las Atarazanas se conviertan en un importante centro cultural, aunque el Caixaforum vaya finalmente a la Torre Pelli. Se han dado una serie de circunstancias para que el Caixaforum no se hiciera allí, entre ellas, que la Caixa comprara Cajasol y se encontrara con la Torre Pelli. De todas maneras, las Atarazanas son responsabilidad de la Juntade Andalucía, que es la propietaria del eficio. —Aún asi, ¿piensa hacer algo el Ayuntamiento por ellas? —Haremos todo lo que podamos y ayudaremos en lo que podamos, pero la responsabilidad es de la Junta, que tiene que presentar un proyecto para ese espacio. —La Caixa dijo que financiaría ese proyecto con 10 millones de euros siempre que l aJunta y el Ayuntamiento de Sevilla se pusieran de acuerdo. ¿La Junta les ha consultado lo quiere hacer allí?

—No. —Luciano Alonso, consejero de Cultura, se comprometió a presentarlo antes de verano. ¿Saben algo?


—Nada. —¿Cree que aún así podrán ponerse de acuerdo y no perder los 10 millones de la Caixa? —Hombre, yo creo que sí porque va en interés de la ciudad, pero creo que la estrategia adecuada para alcanzar ese acuerdo no puede ser que no nos consulten nada ni nos informen de nada. —En todo este asunto de las Atarazanas, ¿no cree que los políticos podrían haberlo hecho un poco mejor? —Sí, podríamos haberlo hecho mejor, pero creo que ha sido la Junta la que en los años previos a la crisis debía haber acometido la restauración de las Atarazanas. Si no se hizo, creo que fue porque no había una idea clara de lo que se quería hacer allí. Ya es hora de que esto se haga de una vez. —El Ayuntamiento no concedió licencia de obras a la Caixa. ¿No comprende que se fueran? —El edificio necesitaba un plan especial para su reforma, pero se juntaron muchas circunstancias y la Caixa optó por aprovechar la Torre Pelli. —«Las Santas de Zurbarán» han sido un gran éxito de público, aunque ha habido críticas con su planteamiento. ¿Lo repetiría o lo repensaría para una próxima exposición? —Respeto todas las críticas pero me parece un proyectomuy acertado. No ha sido sola una exposición sino un proyecto integral con un congreso de expertos, unidades didácticas, actividad musical, flamenco, etc. Muy completo. —¿Les plantearon más problemas los modistos con sus diseños que los museos de varios países que les tenían que dejar los cuadros? —Sí. Eran muchos y fue difícil ponerlos de acuerdo, pero al final todo salió bien. —¿Es posible que se hayan descuidado algunos proyectos culturales de la ciudad por culpa de «Las Santas»? —El 33 por ciento de nuestro presupuesto se va en actividades escénicas. Las actividades expositivas no alcanzan el 12 por ciento, incluyendo «Las Santas». — El Servicio de Publicaciones del Ayuntamiento ha tenido que retrasar algunos trabajos. ¿ Perdió una partida por culpa de la exposición? —Cuando se hacen los presupuestos, vas asignando partidas en función de las necesidades, pero no se va a abandonar ningún servicio cultural. La semana que viene presentaremos todas las publicaciones que vamos a hacer. —La exposición de Carmen Laffón, el segundo hito de su mandato, tras «Las Santas», se ha tenido que cancelar a última hora por las obras de Santa Clara: ¿no ha habido imprevisión? —No sabíamos nada de los fondos europeos cuando decidimos la fecha de la exposición. Ha sido una pena la cancelación, pero no hemos podido hacer nada. Cuando llega el dinero de Europa para las reformas, no hemos tenido opción. A Laffón le pedí miles de disculpas y ella mostró una gran comprensión. Ella misma dijo que la posibilidad de arreglar el convento siempre va por delante. —Vicente Carranza también se queja de que su colección de cerámica ha sido marginada del futuro Museo de Santa Ana. —Comprendo sus quejas, pero su colección de cerámica antigua está en el Alcázar y la del siglo XIX y XX no cabe completa en este espacio porque es una historia de toda la cerámica de la ciudad y tenemos un patrimonio muy importante en este campo. El comisario Pleguezuelo se lo explicó. —¿Se va a crear el Aula Manuel Castillo? Los herederos también se quejan de que no se hace nada por difundir su legado musical. —Eso va a tardar porque depende de las obras de Santa Clara. —Mariano Bellver también se queja del trato que le están dando las administraciones públicas. Da la impresión de que los políticos siempre acaban engañando a los coleccionistas... —Bueno, nosotros hemos cumplido nuestros compromisos con los donantes de arte, a los que les estamos muy agradecidos. —¿Pensó alguna vez en dejar caer el Festival de Cine Europeo porque no había recursos para hacer algo realmente digno que llevara el nombre de Sevilla? —No. Tenemos que gestionar bien con menos dinero. Este festifval está consolidado y muy reconocido en Europa. —Pero es poco conocido en Sevilla. —Sí. Ahí tenemos que trabajar mucho. Lo mismo pasa con el Festival de Música Antigua, uno de los mejores de España y de Europa. —¿Seguirán apoyando a la Orquesta Barroca de Sevilla? —Sí. Somos su patrocinador principal. Esperemos que la Junta no se retire y también lo apoye. —El Museo de Bellas Artes sufre una gran precariedad presupuestaria que le impide programar exposiciones temporales potentes. ¿Tienen alguna idea que ofrecerle a laJunta? —Nosotros apostamos por un Patronato como el del Museo de Bilbao en el que entre la sociedad civil
.

 
Informacion