promo

Síguenos en Twiter

Banner
Banner

Mar

01

Oct

2013

LA JUNTA GASTA EN SEDES JUDICIALES MAS DE LO QUE VALE LA CIUDAD DE LA JUSTICIA PDF Imprimir E-mail

ABC SEVILLA / 30/9/2013

ALBERTO GARCIA REYES

Cuando finalice el contrato de alquiler del edificio puente de los juzgados de lo Penal, lo Mercantil y lo Social de Sevilla en la Buhaira, conocido como edificio Noga y arrendado a la inmobiliaria Osuna, la Junta habrá pagado sólo por este inmueble prácticamente lo mismo que le habría supuesto construir la Ciudad de la Justicia.

 

En total, por el edificio Noga paga la Consejería de Justicia a la inmobiliaria 139.270 euros al mes, casi dos millones de euros al año. Y el contrato de alquiler, que comenzó en 2009, está firmado hasta 2017. Si a eso se le suman los alquileres del edificio Viapol, donde están los juzgados de primera instancia y el Registro Civil, y otras sedes repartidas por la ciudad, el gasto anual supera los cuatro millones de euros desde hace años y con contratos firmados para un futuro a medio plazo.

Entre los presupuestos que se han manejado para construir la Ciudad de la Justicia en Los Gordales, se ha hablado de una cantidad que ronda los 50 millones de euros. Es decir, la Junta paga en alquileres de sedes judiciales en Sevilla lo que valdría ejecutar el proyecto definitivo en propiedad. Y encima tiene desperdigados los juzgados por distintos puntos, algunos de ellos en pésimas condiciones.

En una respuesta parlamentaria, el actual consejero de Justicia, Emilio de Llera, presume de haber reducido este año un 18,19 por ciento el gasto mensual de los 12 alquileres que tiene su Consejería en Sevilla y su provincia. En total, cada mes los andaluces pagamos 387.067 euros en estos alquileres, más de 4,6 millones de euros al año. Una cantidad con la que, tras décadas de arrendamientos, ya estaría amortizada la construcción de la nueva Ciudad en los terrenos de Los Gordales, como propone la Junta de Andalucía, o en el Prado de San Sebastián, un lugar que también ha propuesto el Ayuntamiento de Sevilla. El caso más polémico es el del edificio Noga, por el que se paga una cantidad que el PP considera muy por encima del precio de mercado.

 
Informacion