promo

Síguenos en Twiter

Banner
Banner

Lun

20

Ene

2014

SEVILLA, MERCADILLO CUTRE PDF Imprimir E-mail

ABC SEVILLA / 20/1/2014

ÁLVARO YBARRA PACHECO

EL turismo representa el 12 por ciento del PIB provincial y es uno de los sectores con más recorrido para crecer en una ciudad de servicios como la nuestra. Las potencialidades de Sevilla, por su patrimonio histórico y cultural y su apacible clima en otoño y primavera, hacen de la capital hispalense un lugar ideal para programar acontecimientos que refuercen su atractivo como ciudad visitable. Es por tanto obligación de las autoridades municipales facilitar y promover todos aquellos actos que refuercen la oferta turística de Sevilla dentro de unos parámetros dignos y acordes con el prestigio histórico de la ciudad.


Recreación virtual de cómo quedarían las casetas modulares instaladas en el centro de la Plaza de España
Sevilla presentará esta semana en la Feria Internacional del Turismo (Fitur) de Madrid sus nuevas ofertas. Junto a la nueva Isla Mágica, la Bienal de Flamenco, el recinto ampliado de Fibes y la alta gastronomía, o sea, las tapas, este año se ha incluido una cumbre otoñal a la que presumiblemente van a acudir los principales operadores turísticos del mundo mundial. Según ha trascendido en las vísperas de la presentación, la cumbre consiste esencialmente en un mercadillo denominado «Sevilla Attraction». Pomposamente bautizado como la I Feria Internacional del Turismo de Sevilla el mercadillo/cumbre será desarrollado por Sergio Frenkel, autor material del chabacano Festival de las Naciones que se celebra cada año en el Prado, y se instalará durante 15 días en la Plaza de España, «ese tejado de bodegas entre torres», que decía Romero Murube.
El contenido del certamen ya se lo pueden imaginar: los productos de la tierra, con un marcado protagonismo de las tapas y los trajes de flamenca (habrá actuaciones en directo). La intención de los organizadores, que cuentan con el apoyo incondicional del Gobierno municipal de Sevilla, es deambular con el mercadillo por otras ciudades españolas y europeas, sin que se sepa hasta el momento quién va a correr con los gastos de esta feria itinerante. ¿Se le puede ocurrir a alguien un acto más cutre y descabellado que éste? ¿Por qué tenemos la obsesión de mostrar al resto del mundo los aspectos más folclóricos y deplorables de la ciudad? Si se trata de vender la oferta turística a los potenciales visitantes, ¿por qué no se organiza un mercadillo/cumbre en condiciones en Londres, París y Hamburgo y no en nuestra ciudad?

 
Informacion