promo

Síguenos en Twiter

Banner
Banner

Mar

29

Jul

2014

DEFENSA ATACA A SEVILLA PDF Imprimir E-mail
Defensa ataca a Sevilla
 ANTONIO BURGOS. DIARIO ABC
Menos cuentos y menos lobos (marinos) de echarle la culpa a la Armada de la supresión de la Comandancia de Marina de Sevilla, señores del Ministerio de Defensa, y señor ministro titular de esa cartera (y de esos donuts). La Armada, la gloriosa Marina de Guerra de España, la de "en Lepanto la victoria y la muerte en Trafalgar" que canta su himno (que escribió el gaditano José María Pemán y le puso música el jerezano Germán Beigbeder), no tiene culpa ninguna de que se le pegue el cerrojazo más ignominioso a la representación de la Marina en Sevilla, en el pabellón que tiene el torrotito de proa con las armas de la Marina de Castilla desde que fue inaugurado para la Exposición de 1929. No reclamemos al maestro armero de la fragata "Santa María". La culpa es del Ministerio de Defensa. Con el sentido de la obediencia y con la lealtad a la Constitución que tienen los marinos, prontito va tomar por su cuenta un señor almirante una decisión impopular y antimiltar como ésta, por mucho mando que tenga.

Lo que pasa es que para Sevilla hace muchos años que el Ministerio de Defensa es el Ministerio de Ataque. De ataque a Sevilla y a sus tradiciones militares históricas. Las que hacen que aquí, quizá como en pocas partes de España, haya esa comunión entre el pueblo y sus Fuerzas Armadas. Con lo que nos gusta a los sevillanos un tambor, cuando hay una Convidá a Patria y desfila la tropa con la Bandera, aquí se aplaude más que en ninguna parte... Y así nos paga el Ministerio.

Este Ministerio de Defensa que nos deja sin Comandancia de Marina y a la ciudad donde nació la Marina de Castilla sin comandante naval es el mismo que se la tiene jurada a Sevilla hace muchos años. Los antimilitaristas tienen que estar encantados. Este Ministerio de Ataque a Sevilla es el mismo que decidió cerrar el Hospital Militar Vigil de Quiñones, que estaba perfectamente, a la última, y que ahora lleva vergonzosamente diez años sin actividad y estropeándose todo. Este Ministerio fue el que decidió el traslado del popularísimo y querido Regimiento de Infantería Soria 9, El Sangriento, el más antiguo del Europa, a Canarias. Este Ministerio es el que decretó la desaparición del Regimiento de Caballería Sagunto 7. El que le dio la absoluta al Regimiento de Artillería 14, el querido RACA 14, el del Brigada Rafael. El que dejó el Cuartel de la Borbolla sin el Regimiento de Ingenieros 2. El mismo Ministerio que cerró la Fábrica de Artillería, con más de 400 años de historia, donde se fundieron los leones de las Cortes. El Ministerio que cerró el aeropuerto histórico de Tablada, que fue el Cabo Kennedy de la Aviación española. El que dejó sin actividad la fábrica de carros de Alcalá de Guadaira y mandó al paro a muchos sevillanos. ¿Qué quiere el Ministerio, que la Comandancia de Marina sea desvalijada como lo fueron los abandonados Cuarteles de Pineda y que entre en ruina como la Fábrica de Artillería, o no se sepa qué hacer con ella, como la Maestranza de Artillería, vulgo Atarazanas?

Este Ministerio ha conseguido que el presupuesto de Defensa de España sea el tercero por la cola de Europa y que nuestra nación sea la tercera por la cabeza ¡del mundo¡ que más ha reducido su gasto militar, un 30% por cierto. Y como aquí No Passsa Nada, Sevilla tragó con todo esto y seguir tragando...y echando las culpas a la Armada, como quiere el ministro. Digo como el alcalde García de Vinuesa sentado en la Piedra Llorosa: "Pobre ciudad, pobre ciudad"... Que por lo único que protestó fue por la desaparición de la Banda de Soria, que han dejado en una triste caricatura, casi una charanga, con tres tristes cornetas en la tierra de las grandes bandas, de Tejera, de Las Cigarreras, del Carmen y La Oliva de Salteras, que si la ve don Pedro Gámez Laserna se vuelve a morir del susto. Y de pena.

 
Informacion