promo

Síguenos en Twiter

Banner
Banner

Vie

16

Ene

2015

EL ANTIGUO ALVAREZ QUINTERO ACOGERÁ TEMPORALMENTE LA COLECCIÓN BELLVER PDF Imprimir E-mail

ABC SEVILLA / 16/1/2015

ALBERTO GARCÍA REYES

La burocracia marcará los tiempos, pero el Ayuntamiento ya t i ene un plan para el antiguo teatro Álvarez Quintero, que fue devuelto a Urbanismo el pasado mes de octubre por la Fundación Cajasol. De hecho, ya se han iniciado los trámites para que su reapertura se produzca en este trimestre acogiendo de manera temporal una selección de obras de la colección privada de Mariano Bellver, que tras años de negociación con el gobierno del PSOE e IU consiguió llegar a un acuerdo con Juan Ignacio Zoido para ceder sus cuadros a la ciudad de manera gratuita.


Como anunciaron tanto el alcalde como el mecenas bilbaíno, su colección se expondrá de manera íntegra y permanente en el Pabellón Real después de unas obras de acondicionamiento que aún están en fase de licitación y que todavía tardarán en ejecutarse al menos un año, ya que l a fecha de inauguración está prevista para el 6 de diciembre de 2016, día en el que Bellver cumplirá 90 años, que fue la única condición que puso. El arquitecto del Instituto de la Cultura y las Artes de Sevilla, ICAS, ya está trabajando en el proyecto de musealización, que está cumpliendo todos los plazos previstos.
No obstante, el Ayuntamiento ha negociado con Bellver para que una selección de las 900 pinturas que componen su colección costumbrista, la más importante de la escuela sevillana de cuantas hay en el mundo, se puedan ver en el centro cultural de la calle Laraña hasta la inauguración del Pabellón Real, ya que así el Gobierno daría contenido inminente al edificio del que ha tenido que hacerse cargo casi por sorpresa tras la renuncia de Cajasol a seguir explotándolo cinco años antes de que caducara su contrato. La situación no es sencilla para el equipo de Zoido, puesto que cuando recibió el inmueble ya estaba conformado el presupuesto de 2015, por lo que ha llevado a cabo una larga negociación con Cajasol para que al menos durante este año patrocine algunos contenidos del viejo teatro construido por Juan Ignacio Luca de Tena y donado al Ayuntamiento en 1992. Desde el 95, Urbanismo tenía cedido el inmueble al a caja de ahorros por un tiempo de 25 años. El Ayuntamiento, por tanto, no tenía previsto tener que gestionar este centro, por lo que ha tenido que organizar un equipo de trabajo formado por la delegada de Cultura, Mar Sánchez Estrella, y el jefe de gabinete del alcalde, Alberto Díaz, para buscarle una solución a la mayor brevedad. Sin embargo, todavía tiene un escollo administrativo pendiente. Aún se están traspasando de titularidad los contratos de suministros —luz, agua, teléfono, limpieza...—, al departamento municipal de Patrimonio, que en cuanto lo haya recepcionado lo traspasará de manera inmediata a Cultura para su explotación. Las fuentes consultadas aseguran que todo ese proceso está muy avanzado y que la reapertura del teatro se producirá a mediados de febrero.
A partir de ese momento, el Ayuntamiento se planteará qué tipo de programación ofrece en la sala de conciertos, aunque ya parece cerrado el acuerdo para que siga siendo sede principal de los conciertos del Festival de Música Antigua a partir de marzo y de la Orquesta Barroca de Sevilla. El resto de la programación estará coordinada por el director del Teatro Lope de Vega, Juan Víctor Yagüe, y el director de Proyectos Culturales del ICAS, José Lucas Chaves, aunque esta solución es provisional, ya que el gobierno no ha podido dotar en el presupuesto de 2015 de estructura propia a este espacio y tendrá que gestionarlo con personal de otros departamentos. Sin embargo, la intención es que a partir del próximo ejercicio este centro tenga su propio director.
En cuanto al nombre que tendrá este nuevo espacio cultural de titularidad municipal, en principio se mantendrá el de Cajasol en función del convenio de patrocinio que finalmente se alcance y que está en sus últimos flecos. Si este acuerdo no cuajara, la intención del Ayuntamiento es que el centro de l a calle Laraña adopte el nombre de Teatro Turina, es decir, no recuperará su denominación histórica de Álvarez Quintero.
En todo caso, tanto la sala de exposiciones del edificio como su pequeño teatro con aforo para 400 personas tendrán uso en apenas un mes porque ya todas las decisiones están tomadas y sólo se está a la espera de firmar con Cajasol y de que se culmine el proceso administrativo de traspaso. El Ayuntamiento ya figura como titular de los contratos de suministros que tenía la fundación y, además, se beneficiará de algunos servicios de abono anual que ya había pagado Cajasol, como el mantenimiento de los ascensores. Y mientras se ejecuta el proyecto de musealización del Pabellón Real, los sevillanos podrán contemplar una parte importante de los lienzos de Gonzalo Bilbao, Bécquer, Bacarissas o García Ramos, entre otros muchos, que a lo largo de su vida ha ido comprando Mariano Bellver. exposiciones, que acogerán los conciertos de la Orquesta Barroca y del Femás, recitales de flamenco organizados por la Bienal, sesiones de teatro a cargo de grupos locales y distintas muestras diseñadas por el equipo que ha llevado a cabo exposiciones como la de Juan Belmonte y Joselito en Santa Clara o la de las puertas de Sevilla en el Antiquarium.

 
Informacion