promo

Síguenos en Twiter

Banner
Banner

Lun

16

Mar

2015

LA TRINIDAD COMIENZA A VER LA LUZ PDF Imprimir E-mail

CORREO DE ANDALUCÍA / 15/3/2015

ANTONIO DELGADO-ROIG

La histórica fábrica de vidrios de La Trinidad comienza a ver la luz, aunque lentamente. El nuevo plan especial aprobado para la zona podría comenzar a desarrollarse en el año 2016. Aunque parezca una fecha lejana, sí es positivo que al menos se vislumbre su recuperación para la ciudad dado que la fábrica cesó su actividad en 1999 y desde entonces lo único que ha hecho es deteriorarse hasta el abandono más absoluto y ser cobijo de gente sin casa.

 

Este nuevo plan urbanístico suscrito recientemente –asumido por todos los grupos municipales– insta ahora a la Consejería de Cultura a que proceda a la apertura del nuevo expediente para la ampliación de la zona protegida aprobado por el Ayuntamiento y que el Gobierno regional debe validar. El tercer punto del acuerdo precisa que se elaborará un plan director en el que se contemplen los usos futuros de la fábrica de vidrio La Trinidad utilizando como propuesta inicial la planteada por la plataforma ciudadana Salvemos la Fábrica de Vidrio La Trinidad, y que incluye para la zona un centro cívico, un museo de la extinta fábrica de vidrio y una escuela taller. La nueva empresa que se encargue de levantar las 200 viviendas que contempla el plan, en el que las naves de la fábrica quedan protegidas, será aquella que tome el relevo de Edificarte Promoción Inmobiliaria SA, la promotora que quebró y cuyo proyecto quedó varado. Ahora, será probablemente una empresa que se creará expresamente para este proyecto –no será una gran promotora ya existente– la que seguramente tome las riendas. Dado que las inmobiliarias empiezan a ver algo de luz al final del túnel, ya se están moviendo los primeros hilos para comenzar a desarrollar este plan urbanístico que debe llevar aparejado la reforma de la fábrica, aunque esto le corresponde al Ayuntamiento.

El nuevo plan especial, aprobado lógicamente con el visto bueno de la junta de compensación –órgano que aglutina a todos los propietarios de los terrenos afectados en el plan urbanístico– «colma las reivindicaciones» de la plataforma Salvemos la Fábrica de Vidrio la Trinidad. El portavoz de este colectivo, Basilio Moreno, recalcó que el nuevo documento «conserva y protege» las naves 2 y 3 «además de mantener, obviamente» los elementos ya declarados Bien de Interés cultural y que comprenden la nave 1, la chimenea así como la zona de hornos y calderas del recinto fabril.

La plataforma también se felicita porque este nuevo plan especial añade también la protección de la nave 4, que es aquella construida en forma de L y que se ubica a la derecha del portón de entrada del recinto de la Avenida de Miraflores. Esta nave hacía las veces de almacén de la fábrica de vidrio. Según Moreno, ahora queda «un conjunto compacto relacionado entre sí, rodeado de un entorno visual de calidad y referenciado con la Avenida de Miraflores por la puerta y el muro». Moreno también se felicita porque, aunque el Ayuntamiento no entra en la propia protección específica «e intrínsecamente patrimonial» –esto es competencia de la Junta de Andalucía– sí asegura «la no demolición de las naves 2, 3 y 4 y su uso social, cultural, deportivo, etc.», explica la plataforma.

Según consta en la modificación del plan especial, este documento para ampliar la zona protegida ha sido revisado fundamentalmente por «la movilización de las plataformas vecinales». «La protagonista de la actuación es el conjunto fabril, entendiendo como un error desperdiciar ese potencial cultural y material situado en un espacio urbano muy significativo, donde el espacio libre supone casi la dotación necesaria de este uso y donde las naves ofrecen tantas posibilidades con la gran superficie diáfana que aportan».

Con este argumento, el documento precisa que «el objetivo de la nueva ordenación es mantener la huella dejada por el conjunto industrial». El nuevo plan contempla un total de 1.578 metros cuadrados para SIPS –suelo de interés público y social–. Alrededor de este suelo quedarían 14.167 metros de espacio libre. La dotación para uso residencia queda fijada en 9.286 metros cuadrados con una edificabilidad de 28.488 metros, que se repartirían en un total de 200 viviendas.

 
Informacion