promo

Síguenos en Twiter

Banner
Banner

Lun

23

Nov

2015

SANTA CLARA Y SU ENTRADA NATURAL PDF Imprimir E-mail

DIARIO DE SEVILLA / 12/11/2015

JUAN PAREJO

Desde que el Ayuntamiento comprara en el año 2001 la mayor parte del Convento de Santa Clara, sin actividad religiosa desde finales de la década de los noventa, se han venido acometiendo importantes y costosas obras de rehabilitación que han ido recuperando las principales zonas del cenobio, como el claustro renacentista, el refectorio, o los jardines en los que se encuentra la Torre de Don Fadrique. Tras 14 años de propiedad municipal, todavía queda mucho por hacer. Actualmente se trabaja en la zona del refectorio alto, donde han aparecido importantes vestigios del palacio medieval, pero queda pendiente algo muy importante: recuperar la entrada histórica y natural al recinto por la calle Santa Clara. 



El proyecto para rehabilitar esta "significativa" zona lleva tiempo esperando a ser llevado a la práctica. La poca disponibilidad presupuestaria de los últimos años ha hecho que la rehabilitación haya ido más despacio de lo que se hubiera querido. El pasado martes, durante la visita guiada para conocer de primera mano el recorrido turístico que ya se puede hacer de manera gratuita, el alcalde, Juan Espadas, se mostró decidido a seguir adelante con la rehabilitación integral del convento para que sea un foco turístico y cultural de primer nivel en la zona norte del Casco Histórico. La apertura de la puerta de la calle Santa Clara, que da acceso al compás, conectaría el convento directamente con la bulliciosa Plaza de San Lorenzo. El arquitecto José García-Tapial, responsable de la rehabilitación del conjunto, explicó a este periódico que es la hora de sacar del cajón el proyecto que él mismo redactó hace años: "La parte más significativa que falta por hacer es la que da a la calle Santa Clara. Es la entrada lógica y natural del convento. El proyecto está redactado desde hace unos años, lo único que habría que hacer es actualizar el presupuesto, una tarea que sólo llevaría unos días". 

Esta zona del compás de entrada al convento es propiedad municipal desde el año 1918. Allí se encuentran unas dependencias que servían al cenobio, como la portería, o las viviendas del sacristán y el capellán. En época más reciente, las monjas alquilaron estos espacios a diversos artesanos relacionados con las cofradías, como tallistas, carpinteros o doradores. La rehabilitación no sería muy costosa, según García-Tapial: "Son edificaciones de una o dos plantas muy antiguas. Su rehabilitación sería relativamente económica. No hay grandes paños de azulejos o pinturas que supongan un gran costo, como sí pasaba en lo que ya se ha hecho". 

El arquitecto asevera que ahí se encuentra el auténtico acceso al convento y a la Torre de Don Fadrique, a través de la fachada del antiguo colegio Maese Rodrigo, que se encontraba en la Puerta de Jerez y fue trasladada al compás de Santa Clara tras el derribo en los años 20 del siglo pasado por el ensanche de la Avenida: "Ésta es la entrada tradicional que todos los sevillanos recuerdan. El proyecto se ha ido aplazando por la crisis, pero creo que ya es la hora de retomarlo. El convento se encuentra en funcionamiento y es el momento oportuno". 

Esta zona del cenobio es, además, la más antigua. Data de la época de Don Fadrique y aunque no es tan valiosa como la parte renacentista, tiene ese doble valor que aporta haber sido construida en el siglo XIII. El proyecto redactado en su día por García-Tapial contemplaba la rehabilitación del compás y otras actuaciones en los jardines de la torre o en los huertos que ya se han acometido. El coste, en cualquier caso, sería algo más de un millón de euros. 

Mientras el Ayuntamiento determina los próximos pasos a dar, se sigue trabajando en la zona sur del refectorio alto y en la galería para comunicarla con la planta baja. En este lugar, los investigadores creen haber encontrado el salón meridional y la qubba del antiguo palacio del infante. También restaría la recuperación de la iglesia, que sigue siendo propiedad del Arzobispado, aunque la rehabilitación, como quedó recogido en el convenio de 2001, correría a cargo del Consistorio. García-Tapial desliza que puede que sea el momento de redactar un nuevo convenio para que la iglesia pase también a manos municipales: "A lo mejor el Arzobispado tiene otras prioridades. San Lorenzo está bien cubierto. Se puede plantear si al Arzobispado le interesa retener la iglesia. Si pasara a manos del Ayuntamiento como el resto del convento, se podría convertir en un magnífico lugar para celebrar actos o grandes conciertos". 

 



Mientras todo esto se dilucida, los sevillanos pueden visitar desde el pasado martes el claustro, el refectorio, y los jardines de la Torre de Don Fadrique de manera gratuita. La entrada es por la calle Becas y el horario de 10:00 a 19:00 (de martes a sábado) y de 10:00 a 15:00 (domingos y festivos).

 
Informacion