promo

Síguenos en Twiter

Banner
Banner

Jue

21

Ene

2016

30 MILLONES MÁS EN IMPUESTOS Y TASAS PDF Imprimir E-mail

EL MUNDO / 19/1/2016

FRANCISCO JAVIER RECIO

El gobierno municipal de Sevilla prevé recaudar a lo largo de este año 30 millones de euros más procedentes de impuestos y tasas que en el anterior ejercicio, y 200.000 euros más en concepto de multas. Así queda reflejado en la previsión de ingresos del presupuesto municipal, que el alcalde, Juan Espadas, ya ha hecho llegar a los grupos de la oposición. Es la consecuencia directa de las ordenanzas fiscales aprobadas el pasado 30 de diciembre con los votos de PSOE, Participa Sevilla e Izquierda Unida.

La parte del león de este incremento de la presión fiscal corresponde, como era previsible, al Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI), que en las nuevas ordenanzas grava especialmente a los propietarios de superficies comerciales de mediano y gran tamaño. La previsión de ingresos para 2016 por este concepto queda fijada en 196,6 millones de euros, 23 millones más que en 2015. Es, de hecho, uno de los ingresos más cuantiosos previstos por el Ayuntamiento, sólo superado por las transferencias del Estado (fondos complementarios), que suman 272,5 millones.

Por el Impuesto de Actividades Económicas (IAE), el gobierno espera recaudar 43,8 millones de euros, es decir, 3,5 millones más que en el año que acaba de terminar. Otros 23,5 millones se ingresarán a través del impuesto de plusvalía(incremento del valor de los terrenos), que incrementa también su recaudación - en 2,5 millones- pese a la rebaja del tipo impositivo.

El primer presupuesto de Juan Espadas también incrementa la cantidad que está previsto recaudar en concepto de multas de tráfico hasta los 25,7 millones de euros, unos 200.000 euros más que en 2015. Incluso por la tasa de expedición de documentos municipales: 33.000 euros más, hasta alcanzar los 43.800 euros.

Estos datos básicos han servido de base al grupo municipal del Partido Popular para insistir en su primera apreciación en torno a la política fiscal del nuevo gobierno: «La voracidad recaudatoria del señor Espadas ya queda patente, lo que certifica que son los sevillanos los que pagan de su bolsillo el aumento del presupuesto del que tanto presume», aseguró ayer su portavoz municipal, Juan Ignacio Zoido.

El PP considera que estos datos demuestran la «considerable» subida de la presión fiscal que soportam los sevillanos. «No es sólo que no haya querido bajar los impuestos, algo que era posible porque ya lo hicimos en los últimos años y además para este año ya no era obligatorio el incremento del 10 por ciento fijado por el Gobierno central, sino que el gobierno de Espadas los ha subido enormemente», sostiene Zoido.

El gobierno municipal admite la subida de impuestos, pero la matiza. El concejal de Hacienda, Joaquín Castillo, dijo ayer que este incremento de ingresos deriva delcarácter «progresivo» de las ordenanzas fiscales y de la mejora en los sistemas de recaudación, al tiempo que subrayó la caída de la participación en los ingresos del Estado (PIE). «La subida de los ingresos propios se basa en unas ordenanzas más progresivas y justas y en una mejora de la recaudación por parte de la Agencia Tributaria, resolviendo los defectos existentes en la planificación del IAE y la necesidad de dotar de un nuevo sistema de financiación de este organismo autónomo», señaló Castillo.

El primer avance del documento entregado a los grupos de la oposición desvela también algunas de las actuaciones que el gobierno de Espadas pretende desarrollar en el primero de sus ejercicios completos. El capítulo de gastos contempla, por ejemplo, una transferencia de 310.000 euros a Emvisesa para el realojo de vecinos de los Pajaritos afectados por las obras de reforma. La empresa municipal de la vivienda recibirá otra transferencia de 1,3 millones de euros para actuaciones en materia social, amparadas en un plan de vivienda digna.

El presupuesto reserva 3,5 millones de euros para la compra de acciones de Mercasevilla, como consecuencia de la ampliación de capital con la que se pretende hacer frente al pago de la indemnización a Sando por los terrenos, y una transferencia de 92 millones a Lipasam para el desarrollo de las tareas de recogida de residuos y limpieza viaria.

El gobierno consigna 5,1 millones de euros para el pago de productividades atrasadas a la Policía Local, pero, sin embargo, sólo registra una cantidad simbólica (5 euros) para las productividades correspondientes a las fiestas de primavera y la Navidad de este año. La consignación de una cantidad tan pequeña suele ser una fórmula para abrir la partida en el presupuesto y más tarde dotarla económicamente, si bien resulta extraño que se utilice en un ámbito en el que es predecible, aunque sea de forma aproximada, la cantidad que se gastará en ese apartado.

También se contempla una partida de 125.000 euros para gastos electorales, pese a que, en principio, no se celebran elecciones este año en la provincia.

Para la construcción de la comisaría de Bellavista se incluye una partida de 205.000 euros, pero sólo 10.000 euros más para la rehabilitación y mantenimiento del resto de comisarías de la Policía Local, algunas de las cuales precisan de una importante reforma.

El documento contempla una subvención de 100.000 euros para la celebración de la Feria del Caballo (Sicab), y 20.000 para el pregón de la Semana Santa. También se subvenciona a las hermandades de gloria (23.000 euros) y sacramentales (6.800 euros). La subvención de las cofradías de penitencia se articula mediante la cesión del suelo para las sillas de la carrera oficial. Cobran subvenciones dos cofradías históricamente vinculadas al Ayuntamiento, las de la Hiniesta y Santo Entierro (4.800 euros cada una).

El presupuesto reserva 2,6 millones de euros para el plan de rescate de licencias de taxis, con el que se pretende reducir el número de taxis para adecuarlo a la demanda.

 
Informacion