promo

Síguenos en Twiter

Banner
Banner

Vie

30

Jun

2017

EL APEADERO DE AMBULANCIAS EN LA ANTIGUA CERERÍA DEL SALVADOR PDF Imprimir E-mail

DIARIO DE SEVILLA / 23/6/2017

MANUEL RUESGA

La Orden de San Juan de Dios comenzará con la reforma de la céntrica residencia que presta atención a las personas mayores antes de que finalice el verano. Entre las intervenciones previstas en el proyecto se encuentra la instalación de un apeadero de ambulancias para llevar y recoger a los ancianos en sus traslados hospitalarios. La ubicación elegida por los técnicos es el establecimiento de su propiedad que ocupaba hasta hace dos años y medio la Antigua Cerería del Salvador. Para la puesta en marcha de este nuevo espacio será imprescindible la modificación de algunos elementos del mobiliario urbano que forman parte de la Plaza del Salvador, como farolas y árboles. No será necesario trasladar a los mayores a otro centro durante las obras.

La reforma para mejorar la calidad asistencial de los mayores que pasen por el histórico edificio, incluye obras para colocar un ascensor montacamas que permita el traslado de los enfermos por el interior del inmueble y la construcción de dos despachos, que se situarán en la segunda y tercera planta para complementar las necesidades administrativas de la Orden Hospitalaria. Estos trabajos cuentan con el visto bueno de la Gerencia de Urbanismo y está previsto que su duración no llegue a los doce meses. Encima del apeadero se habilitarán salas de estimulación y terapéuticas en las plantas segunda y tercera de una residencia que fue fundada en 1574 por Pedro Pecador. La Iglesia fue construida durante los siglos XVI y XVII, realizándose la redecoración de la portada en el siglo XVIII. El hospital es de los siglos XVII y XVIII.

En la entrada principal de la residencia (calle Sagasta) serán reformadas y ampliadas la recepción y la sala de visitas, y se construirá una sala de uso múltiples. Esta mejora obligó a que la Relojería Torner se encontrase con la misma tesitura que la Antigua Cerería del Salvador. La histórica saga de relojeros se vio obligada a cambiar de local al finalizar a principios de 2015 la moratoria de 20 años otorgada por la ley de 1994 a establecimientos comerciales con contratos anteriores a 1985. San Juan de Dios no accedió a renegociar el contrato argumentando su intención de realizar estos trabajos.

La Orden Hospitalaria desarrollará estas mejoras a la vez que construye un edificio que contará con siete plantas y al menos 135 camas en el solar que colinda con el actual hospital de Eduardo Dato, que quedará para administración, formación, hospedería y la Curia General. Los operarios trabajan en la primera parte de la segunda fase de las tres que componen las obras conjuntas de ampliación y reforma del centro hospitalario y residencia de religiosos. La intervención consistirá en la construcción de un inmueble desarrollado en cuatro y siete plantas, debiéndose ejecutar únicamente la estructura, incluyendo fachadas, cubiertas, carpinterías exteriores y saneamiento de aguas pluviales, manteniendo el interior en bruto y sin uso definido.

 
Informacion