promo

Síguenos en Twiter

Banner
Banner

Mie

21

Feb

2018

INFRINGIR SALE A CUENTA PDF Imprimir E-mail

VIVA SEVILLA / 19/2/2018

La Gerencia de Urbanismo acordó hace unos días imponer multas coercitivas a diversos establecimientos de hostelería de la ciudad por el incumplimiento de los requerimientos previos relativos a la retirada de veladores instalados sin licencia o sin ajustarse a los términos autorizados. Uno de los establecimientos sancionados es un bar de la calle Felipe II, que afronta su séptima multa coercitiva por no haber cumplido una orden dictada hace siete años para la “inmediata” suspensión del uso de veladores no ajustados a licencia. En otro caso, el de un local de la calle Teodosio, se le ha impuesto al dueño la quinta multa coercitiva por no cumplir la orden de retirar veladores sin licencia que se le dio ¡ hace diez años !.

Estos no son casos excepcionales, ya que se producen con cierta frecuencia y motivaron por nuestra parte la publicación de un editorial el año pasado, en la demostración del bucle que se vive en Urbanismo con los veladores ilegales. ¿Para qué sirven tantas multas coercitivas? Para nada. ¿Qué denota la reiteración de sanciones desde hace incluso un decenio? La ineficacia de la normativa existente y la inoperancia de los Servicios Municipales. Urbanismo impone multas supuestamente coercitivas en cascada, los establecimientos sancionados pasan olímpicamente de las mismas y todo queda igual. Infringir sale a cuenta en una ciudad donde no rige el imperio de la ley.

 
Informacion