promo

Síguenos en Twiter

Banner
Banner

Jue

08

Mar

2018

CISCO Y AIRBUS LIDERAN EL PROYECTO PARA REVITALIZAR LAS NAVES DE SAN JERÓNIMO PDF Imprimir E-mail

ABC SEVILLA / 26/2/2018

LUIS MONTOTO

El proyecto para convertir en un centro de innovación las viejas y deterioradas naves de Renfe en San Jerónimo empieza a ser una realidad palpable. En agosto de 2017 el Ayuntamiento de Sevilla destinó una subvención europea de tres millones de euros —parte de toda la ayuda recibida para la zona norte de la ciudad a través del programa Edusi de desarrollo sostenible— para rehabilitar este edificio abandonado junto al Guadalquivir, una obra que está siendo dirigida por Emvisesa y que estará culminada a fines de este año. Una vez resuelto cuál será el «continente», en los últimos meses el Consistorio hispalense ha estado cerrando los detalles sobre el contenido de esta iniciativa denominada «Sevilla Futura», que se presentará en sociedad a mediados de marzo, según ha podido saber ABC.

El gran líder empresarial de este centro será el fabricante de equipos y sistemas de telecomunicaciones Cisco System, cuyo director de desarrollo de negocio es el andaluz Antonio Conde. Esta multinacional tecnológica tiene una división de innovación en Barcelona y desarrollaría en la capital hispalense su segundo centro en España. Cisco es proveedor de equipos de telecomunicaciones para las grandes empresas de este sector con sede en la ciudad californiana de San José. De hecho, el alcalde de Sevilla, Juan Espadas, ya visitó la sede central de Cisco en Silicom Valley el pasado año para conocer de cerca la actividad de esta empresa.

La otra compañía que ha mostrado un gran interés por participar en la actividad de este centro es la compañía aeronáutica Airbus, que también se comprometió con Sevilla Futura desde el inicio de las negociaciones. La idea para las naves de San Jerónimo es que sea un centro de lo que se denomina «Innovación Abierta», un concepto del que hay pocos precedentes en España. La peculiaridad de este tipo de centros es que todas las empresas participan en pie de igualdad y, a través de un comité, se lanzan ideas y proyectos en el que todos los participantes trabajan conjuntamente. La meta de Sevilla Futura es lanzar cada año unos diez proyectos, en el que cooperarían grandes empresas con firmas locales.

 

Otras multinacionales que han estado en las diferentes reuniones para definir el funcionamiento de este centro han sido Telefónica, Vodafone, Orange, IBM o Endesa. Y junto a este tipo de compañías, hay un grupo de empresas sevillanas que también han mostrado su interés en participar en Sevilla Futura. Una de ellas es la compañía «Sngular» (una firma sevillana que nació de la fusión de las empresas Walnuters, Trecone, Billion Labs, Singular Meaning y Medianet Software), y que ya lanzó una iniciativa similar en Madrid para estrechar alianzas con start-ups.

También han estado en la lista de participantes de las reuniones el representante de Singularity University en Sevilla, Luis Rey, además de la Fundación Ayesa, la Universidad Pablo de Olavide, la Universidad de Sevilla, la Escuela de Negocios ESIC o la patronal de empresas tecnológicas de Andalucía (Eticom). Todos los agentes que participan en Sevilla Futura contarán con herramientas tecnológicas comunes, «como hardware y software de última generación». Sevilla Futura se gestionará a través de una asamblea general de socios, que nombrará a una junta directiva y a un presidente. Según las fuentes consultadas por ABC, «el hecho de que tanto Cisco como Airbus hayan decidido tener un papel relevante dentro del proyecto ha servido como polo de atracción para otras empresas». El Ayuntamiento tendrá un papel importante a la hora de lanzar proyectos de innovación relacionada con la mejora de los servicios públicos. La iniciativa comenzará a funcionar provisionalmente en el edificio del Centro de Recursos Empresariales Avanzados (Crea), a apenas unos metros de las abandonadas naves de San Jerónimo.

 
Informacion